¿Señor o Salvador?

Hoy no puedo hacer un video porque ¡nos vamos a cambiar de casa! Ahorita, la casa es un desastre. Está llena de cajas y cinta canela y aparte no he barrido y… bueno, todo mi tiempo libre lo estoy usando para empacar.

Pero, te dejo una pregunta que una vez me hicieron a mí.

¿Es Cristo tu Señor o sólo tu Salvador?

Si Cristo es tu Salvador, ¡qué bueno! Gracias a Dios, vas al cielo. Pero, ¿cómo afecta eso tu vida aquí en la tierra?

La definición de la palabra “señor” es “una persona que gobierna.” Es decir, él manda. Y como creyentes, muchas veces nos hablamos de Él como el Señor Jesucristo. Pero, ¿realmente gobierna? ¿Es el que manda?

Cuando veo algo en la Biblia que requiere de mi obediencia, generalmente estoy dispuesta a obedecer y me imagino que tú también. Pero, ¿qué tal si es algo inconveniente? ¿Qué tal si me muestran una verdad de la Biblia que requiere que yo haga algo muy incómodo? ¿Qué tal si Él me pide hacer un cambio drástico en mi vida?

¿Lo reconozco como el que gobierna en mi vida? ¿Es mi Señor?

¿O lo tengo relegado a la posición de Salvador, nada más?

Comentarios: ¡me encantaría saber qué piensas!