20 preguntas que nunca le has hecho a Dios, pero deberías

Hay ciertas preguntas que hacemos a amigos, ancianos y padres.

Pero, ¿por qué no es normal acudir a Dios con estas preguntas?

Es cierto que Él no nos contestará de manera audible, pero estoy segura que si le preguntáramos, nos respondería, aunque quizás de forma inesperada. Hoy hice una lista de 20 preguntas que probablemente nunca le has hecho a Dios, ¡pero deberías!

  1. ¿Por qué tomaste 7 días para crear el mundo?
  2. ¿Qué propósito tiene esta etapa difícil en mi vida?
  3. ¿Cómo puedo perdonar a alguien que me ha insultado y ni ha pedido perdón?
  4. ¿Por qué no hay más profecía sobre nuestro futuro en la Biblia?
  5. ¿Qué tan importante es el velo de la mujer?
  6. ¿Cómo puedo mostrar tu amor para con las personas que quiero invitar a escuchar el evangelio?
  7. ¿Qué debo pedirte?
  8. ¿Cómo te puedo conocer más?
  9. ¿Qué puedo aprender de las largas listas de generaciones y nombres en la Biblia?
  10. ¿Cómo sé que me oyes?
  11. ¿Por qué nos das tantos detalles sobre el tabernáculo y el templo en la Biblia?
  12. ¿Qué tiene de importancia congregarme?
  13. ¿Por qué no dicen exactamente lo mismo los 4 evangelios?
  14. ¿Qué puedo decir o hacer para que toques el corazón de X persona que no quiere oír el evangelio?
  15. ¿Por qué hay tanta división entre los creyentes?
  16. ¿Cómo sé cuál es mi don?
  17. ¿Qué puedo responder a las personas que me dicen que eres un Dios violento?
  18. ¿Cómo debo reaccionar en esta situación?
  19. ¿Por qué incluiste libros tan tristes como Lamentaciones o Eclesiastés en las Escrituras?
  20. ¿Cómo puedo comprobar a alguien más que Tú eres real?

Algunas de estas preguntas parecen muy insignificantes, otras parecen tocar profundidades que han hecho callar a los teólogos más preparados. Pero, puedes entrar a la presencia de Dios y preguntarle todo esto y más. Elige una o más de estas preguntas y comienza a hacérselas a Dios. O piensa en una duda que tú hayas tenido y llévalo ante Dios.

¡No sólo te contestará, sino que aprenderás más sobre Él en el proceso de buscar la respuesta!

 

Comentarios: ¡me encantaría saber qué piensas!